19.10.2017 / Opinión

Fraudes y engaños en redes sociales

También conocidos como scams, los “cuentos del tío” tienen diversos fines y motivaciones.

por Gustavo Sain


Al igual que en el mundo físico, en la Web existen diferentes fraudes y estafas. También conocidos como scams, los “cuentos del tío” virtuales tienen como objetivo obtener un beneficio económico, dañar un dispositivo o robar la identidad de una persona para cometer algún delito en su nombre. Con la popularidad que alcanzaron redes sociales como Facebook y Twitter en los últimos años, los estafadores se aprovechan de sus diferentes servicios y aplicaciones para engañar a los usuarios. La mayoría de éstos tienen un factor común: la curiosidad. Intentan llamar su atención a través de varias técnicas: una noticia sobre algún famoso; fotos o videos eróticos o pornográficos de actrices, cantantes o modelos; concursos o sorteos de algún dispositivo tecnológico; o alguna cuestión vinculada a stalkear o espiar las comunicaciones de alguien. Generalmente en todos los casos intentan 1) derivarnos a un sitio web externo a la red social, 2) descargar un archivo a la computadora o 3) compartir una publicación con los contactos del usuario.

Si bien los fines de los engaños son los mismos, lo que varía son las técnicas para seducir a usuarios desprevenidos, o sea los “ganchos”. Uno muy común es el concurso de productos tecnológicos. Cada vez que se realiza el lanzamiento de una nueva versión de una marca de celular, tablet o consola de videojuegos aparece alguna promoción o sorteo en las redes sociales. Sea porque están fuera de stock, son productos de remate de aduana o simplemente como oferta de lanzamiento, hubo fraudes con diferentes versiones del Iphone, Ipad, Samsumg Galaxy y Playstation, entre otras marcas. Algunas condiciones para participar de estos sorteos es poner “me gusta” al perfil de Facebook del organizador, que el usuario comparta la publicación con sus contactos, instale una aplicación o se registre en una página externa a la red social. En el proceso de suscripción siempre se le va a pedir una dirección de mail o teléfono celular para el envío spam publicitario con phishing o la descarga de un troyano para extraer datos de la persona en forma automática.



Otro fraude se da con los supuestos videos de personas famosas. En la red siempre aparece algún video o enlace de alguien muy popular que ha tenido un accidente, falleció de un infarto, aparece en una situación comprometedora o directamente, teniendo sexo. Hubo fraudes utilizando el nombre de Rihanna, Miley Cyrus, Justin Bieber y Chayanne, entre los nombres más populares. En la mayoría de los casos el video aparece a través de la publicación de un contacto del usuario o como enlace publicitario dentro de la red social. El usuario ve en apariencia un supuesto video listo para reproducir y en la vista previa aparece una imagen impactante: alguien desnudo, accidentado o muerto, obviamente trucadas. Al hacer click te va a derivar a un sitio externo de Facebook y como condición para poder verlo debes compartirlo en tu muro o también descargar una aplicación a modo de “reproductor especial” para poder verlo, aunque en realidad es un troyano.



Otro fraude muy popular está relacionado con Whatsapp, el servicio de mensajería para celulares mas popular del mundo. Desde que la empresa Facebook lo compró en febrero de 2014, en la misma red social podemos encontrar supuestos enlaces patrocinados que ofrecen servicios premium con mayores funcionalidades, trucos especiales, localizadores para saber dónde se encuentra otro celular y programas para espiar el Wapp de otra persona, entre otros. En todos los casos los estafadores utilizan el logo oficial de la empresa y la idea es que descarguen un programa malicioso a su PC o ingresen el número de celular para el envío de mensajes de texto (SMS) con spam publicitario. En este último caso, se realiza automáticamente la suscripción a los servicios asteriscados o cortos que envían horóscopos, chistes y ringtones diarios al celular del usuario. Estos tienen un costo por cada mensaje recibido y para poder cancelar el servicio es un proceso complejo de muchos pasos. Otros fraudes comunes son para conseguir más seguidores en Twitter o ser Trending Topic, aplicaciones de tipo “quién ha visto mi perfil” de Facebook, comprobar quien te ha eliminado, o programas que reportan el registro de actividad de otro contacto.



*Especialista en cibercrimen, profesor universitario y autor del libro “delito y nuevas tecnologías, fraude, narcotráfico y lavado de dinero por Internet”.  

Macrismo y cambio de forma

16/11/2017 - Opinión

Macrismo y cambio de forma