18.09.2020 / Coronavirus

Provincia: Kicillof anunció aperturas relacionadas a la construcción pero con énfasis en "no aflojar" contra la pandemia

Tras el anuncio de Fernández y de Larreta, el gobernador bonaerense encabezó una conferencia de prensa en la que afirmó que se avanzará en la habilitación de obras pequeñas de hasta 15 trabajadores con estrictos protocolos. "Sé que es difícil, pero les pido que sigamos cuidándonos entre todos", pidió el mandatario provincial.




A través de un mensaje con mayor cautela que el tono más bien victorioso modulado minutos antes por Horacio Rodríguez Larreta en la Ciudad, el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, anunció las nuevas medidas que regirán en la Provincia hasta el próximo 11 de octubre, cuando culminará esta nueva etapa de aislamiento social obligatorio.

En concreto, el mandatario provincial aseguró que en el conurbano bonaerense la situación continuará como hasta ahora salvo por la apertura de algunas obras de construcción. En tanto, en interior las situaciones son diversas y los detalles se anunciarán el lunes.

A pesar de que enfatizó que "la solución no es flexibilizar", el Gobernador informó que van a permitir dos tipos de apertura en lo que hace a obras pequeñas "con protocolos estrictos".

"Vamos a permitir dos tipos de actividad. Primero obras pequeñas con protocolos estrictos, transporte propio, dentro de las localidades, no más de 15 trabajadores en simultáneo de todas las especialidades. Y también para el caso de obras de mayor envergadura donde haya peligro de derrumbe o alguna cuestión que tenga que ver con la seguridad", detalló Kicillof. 

El ex ministro de Economía se diferenció implícitamente de Larreta y su insistencia en abrir diversos sectores que no son de la producción. Lo hizo en la elección de términos. Kicillof sostuvo que la curva de contagios en el distrito es "como un altiplano", porque está estable pero anclado en un índice alto.

"No me gusta decir que el éxito es que los casos no crezcan. El éxito es que los casos bajen. No es una meseta, es como un altiplano", resaltó el mandatario provincial, lejos de la idea porteña de hablar de "meseta alta".

En conferencia de prensa en La Plata, al explicar cómo será la próxima etapa a partir del próximo lunes, sostuvo: "En algún momento de los próximos meses nos podremos empezar a vacunar. Falta menos, los aliento a no bajar los brazos, a seguir cuidándonos y seguir cuidando a los demás".

Kicillof, en el mismo sentido, remarcó el abastecimiento de suministros básicos para todos los bonaerenses y la expansión del sistema sanitario que "fue fortalecido para enfrentar la pandemia", con una inversión de más de $22.000 millones o unos $64.000 por pacientes.

"Lo que no podemos hacer es aflojar ahora. No podemos aflojar, yo se que es difícil pero les pido por favor, encarecidamente, que sigamos cuidándonos entre todos. Es la única clave para que el virus no se expanda a mayor velocidad", remarcó.

Finalmente, Kicillof aclaró que, pese a todo, "nadie puede negar la gravedad que tiene ni decir que la pandemia terminó", y remarcó que "en varios países de Europa están viviendo una llamada segunda ola" por lo que "muchos gobiernos del mundo están decidiendo ir a restricciones muy duras", lejos de las flexibilizaciones.

Respecto de los festejos del 21 de septiembre, el gobernador exhortó a los jóvenes a tener cuidado, “a no incurrir en descuidos”. “Hoy todos conocemos a alguien cercano que contrajo la enfermedad y, muchos de ellos, declaran no haberse descuidado. Pero un pequeño descuido puede terminar en una tragedia”, advirtió.

En cuanto a la eventual reanudación de las clases al aire libre, tal como lo adelantó la Ciudad de Buenos Aires, el gobernador aclaró que la provincia de Buenos Aires no tiene 6 mil estudiantes con problemas de conectividad y que hayan perdido el vínculo con la escuela, “nosotros tenemos una población mucho más grandes, somos el 40% de la población del país, y hemos hechos esfuerzos desde el principio para que nadie pierda su conectividad. Quien no puede acceder a través de la computadora, accede a la educación a través de cuadernillos”.

“Entendemos –agregó- que, a pesar de todos los esfuerzos, nada reemplaza la presencia de la escuela. Pero hemos decidido que nadie corra ningún riesgo. Si durante los años anteriores se hubiesen repartido las computadoras del plan Conectar Igualdad, hoy no habría tanta falta”.